Astrogenealogía: un viaje al ADN de nuestra historia familiar
3 Julio, 2017
LEO EN ASTROGENEALOGÍA

La influencia de Leo en la historia familiar

Leo siempre ocupa un rol de importante y central en la familia y en el árbol genealógico , sea como padre, madre, hijo o hija. Es habitual que la persona nacida bajo el signo de Leo sea el primogénito o primogénita. Puede ser también el mayor de los nietos o sea el primer hijo que llega a una familia. Leo es un signo que llama la atención, que se convierte en “centro” y en el caso del hijo mayor y con mayor razón el primer nieto es un niño muy “esperado”, sobre el cual están puestas todas las miradas.

En Leo es fuerte la presencia paterna y son importantes las figuras masculinas en especial el padre, el abuelo o algún bisabuelo paterno aunque también se puede dar la influencia fuerte de algún abuelo o bisabuelo por el lado materno. El descendiente tiene que aprender a hacerse valer por si mismo porque si no inconscientemente hay siempre una comparación con ese padre o abuelo muy fuerte. En el caso de las mujeres suelen haber hombres importantes al lado o atrás de la madre o abuela.

En Leo hay búsqueda de reconocimiento, un gran deseo de agradar al otro, temas vinculados a a la autoestima, a la exposición. Alguno entre los ancestros procuró este reconocimiento y no lo obtuvo, otros quisieron expresarse o hacer lo que deseaban y no lo consiguieron. Entonces aparece en generaciones siguientes esta sensación de orgullo herido y de buscar “el aplauso” o llamar la atención como forma de compensación.

Leo está regido por el sol que en el cuerpo está simbolizado por el corazón; es un signo que busca su identidad, su camino propio para desarrollar la conciencia de si mismo. Encontramos en Leo personas que se atrevieron a seguir el deseo de su corazón y este es un legado muy valioso que le llega de sus ancestros.